LO NUEVO

¡CUIDADO CON LAS JOYAS USADAS QUE HEREDAS, COMPRAS O TE REGALAN!


Muchas personas usan joyas, sobre todo en ocasiones especiales. Algunos las han heredado o recibido regaladas de familiares o amigos que las han usado por algún periodo de tiempo. Pero, ¿sabes qué implica usar joyas que otras personas han usado?  Aquí te lo contaremos.

Toda joya posee la energía propia del metal del que están hechas, además de la energía que atrapan las gemas que poseen. Es por esto que las joyas se impregnan de la energía de vida de la persona que las usó. Es decir, las joyas guardan la información energética del dueño anterior; su estilo de vida, sus pensamientos, sentimientos, emociones, intenciones, estados de ánimo e incluso enfermedades.


Esto puede influir significativamente en la vida del nuevo dueño e incluso hacer repetir patrones de vida. Cuando una joya pasa de generación en generación puede hacer que se repitan situaciones en la vida de cada una de las personas que hereden la joya. Un ejemplo de esto fue una historia que una vez escuché contar a una mujer sobre cómo cada mujer de su familia que heredó un collar de perlas terminó siendo madre soltera y había sido así por generaciones.

Las joyas se impregnan de la energía personal de su dueño y puede que esa energía no sea compatible con su nuevo dueño o heredero. Es por esto que algunas civilizaciones antiguas enterraran a sus difuntos con sus joyas. También son bastante famosas las joyas malditas, que lleva consigo tragedias a quienes las heredan. 

Así que ten precaución al momento de heredar o recibir una joya usada por otra persona. No importa cuanto hayamos amado a su antiguo dueño. Por otra parte, debes tener especial cuidado cuando adquieres alguna joya en un remate o casa de empeño. Puede que hayan muchas gangas que resulten tentadoras, pero desconoces los infortunios de su antiguo dueño y esta joya puede estar cargada de mucha energía negativa.


¿Qué debes hacer?

Sin importar que conozcas o no al antiguo dueño de la joya, existen varias alternativas para librarte de las malas energías de las que pueda estar cargada una joya usada que heredaste, recibiste de regalo o compraste. A continuación te mencionamos algunas:

- Si quieres conservarla, puedes limpiarla y purificarla energéticamente usando los cuatro elementos: Fuego, tierra, agua y aire. Para esto debes dejarla toda la noche junto a una vela violeta encendida, al amanecer entiérrala todo un día en una cajita de madera, al atardecer desentiérrala y rocíala con agua pura o bendita, y pásala por un incienso. Por último tómala con tu mano dominante (derecha o izquierda), acércala a tu corazón y repite: "Esta joya es mía y deseo que pertenezca a mi vida hasta que Dios lo disponga." A partir de este momento puedes usarla sin problemas.

- Otra alternativa es llevarla a una joyería para que te rediseñen una nueva y fundan la antigua. El fuego renueva y purifica.


- Si definitivamente te quieres deshacer de ella, lánzala al mar, un río o un lago. O véndela y con ese dinero haz una obra de caridad para librarte de ese karma o energía negativa.


Esperamos que esto les sea útil. Así que si tienes alguna joya usada que hayas heredado, te hayan regalado o hayas comprado, presta mucha atención y toma todas las precauciones. Todos tenemos circunstancias y obstáculos por los que pasamos en nuestras vidas como para sumar cargas energéticas negativas que puedan influir y empeorar las cosas.