Ser feliz es una decisión.

LO NUEVO

COMER DE MÁS


Claves para controlarse

Uno de los dolores de cabeza de quienes queremos perder peso o mantenernos en un peso saludable es controlar las ganas de comer; a veces éstas son tan fuertes que logran doblegarnos. Y como es de esperarse el resultado es deprimente, pues al sobrepeso acabamos sumándole un horrible sentimiento de culpa.

Aunque perder peso no significa matarse de hambre o, lo que es peor, consumir pastillas 'mágicas', que sin la supervisión médica debida, son un peligro para la salud. Todo se trata de alimentar en forma balanceada y de adoptar estilos sanos de vida, como el ejercicio.


Las siguientes son algunas pautas que te ayudarán a controlar el apetito y hacen menos complicado el propósito de no comer hasta reventar:


1. Entreténgase

Si tu mente está ocupada, no piensa en comida. Así que procura hacer algo siempre. Eso no quiere decir que se mantenga trabajando todo el tiempo, sino que cuando sea el momento, prefiera el ocio creativo y recreativo.


2. Agua

El agua natural tomada de manera regular ayuda a distraer el estómago para que deje de mandar señales de hambre, además elimina toxinas y ayuda a digerir la comida. Siempre tenga un vaso de agua a la mano.


3. Coma en casa

Salir a comer o pedir a domicilio es tentador y conduce a la gula, comiendo más de lo necesario. Así que prefiera la sazón doméstica, incluso si te invitan a comer fuera. Es decir, no llegues con la barriga vacía.


4. Vegetales

Si el hambre te arrincona, cómete un trozo de zanahoria, un pedazo de tomate, un trozo de coliflor o una porción de cereal o frutas. Esto disminuirá su apetito hasta la hora de la comida. Prueba y verá.


5. Queso

Dicen los expertos que éste tiene exorfinas, familiares de las endorfinas que producen satisfacción y cierto placer cuando se come. Eso sí, en porciones pequeñas.


6. Proteínas

Los alimentos proteicos tiene ácido glutámico, un aminoácido que produce sensación de saciedad. Prefiera pequeñas porciones de ellos si ya siente que se va a desmayar del hambre.


7. Fraccione

Si está acostumbrado a tres comidas y a media mañana la vista se le nubla pensando en el almuerzo, es preferible que coma cinco veces al día porciones pequeñas. Seguro que se sentirá satisfecho e incluso el cuerpo aprovechará mejor lo que come.


Extras: Mastique chicle, cepíllese los dientes diez minutos antes de cada comida -esto merma el apetito-. Y por nada del mundo tomes pastillas sin supervisión médica y revisa si el hambre que sientes es porque no estás comiendo lo suficiente.